Vicepresidencia 2º Legislatura de Jujuy

“HAY QUE EXPRESAR QUE SE ATACA A LA PRENSA E INVESTIGAR, NO NATURALIZARLO”

25.08.2011 12:57

El diputado Jorge Rizzotti presentó un proyecto para que la Legislatura de Jujuy repudie los hechos de violencia de la semana pasada en el Concejo Deliberante capitalino y declare el anhelo de que las autoridades judiciales y policiales lleguen pronto a los responsables. La agresión particularizada sobre un trabajador de prensa, remarcó Rizzotti, “exige el rechazo público”. También, advirtió que “si naturalizamos la intimidación en el periodismo, también permitiremos que la violencia intimide en otros espacios como la Justicia y se convierta así en el principio rector”.

Ante el obrar de un grupo de personas que la semana pasada se presentó en el Concejo Deliberante de San Salvador de Jujuy con actos intimidatorios y violentos que abarcaron desde pedradas hacia el edificio y casas vecinas a, lo más grave, golpes y hurto de insumos de trabajo a un periodista, el diputado y vicepresidente segundo de la Legislatura provincial Jorge Rizzotti presentó un proyecto de declaración de repudio y anhelo de pronto establecimiento de responsabilidades por parte de la Justicia.

“Con este proyecto de declaración, que acompañan mis pares del bloque, queremos que como cuerpo legislativo, los asuntos que atentan contra la libertad de la prensa, de expresión y el derecho a la información, no pasen desapercibidos; hay que expresar que se ataca a la prensa e investigar, no naturalizarlo”, expresó el legislador.

El proyecto, tras una fundamentación en la que están descriptos los hechos y argumentado el porqué de que deben repudiarse, investigarse y sancionarse bajo el Estado de derecho este tipo de actos, solicita que la Legislatura de Jujuy se exprese en tal sentido y  enuncia el deseo de que la Justicia llegue a los responsables que ejercieron tal violencia y delito.

“Particularizar la violencia en trabajadores de prensa, esta vez con golpes y el robo de la memoria de una cámara y un grabador pero otras veces con amenazas e intimidaciones, nos habla de que se pretende inhibir un trabajo que es pilar del sostenimiento democrático, ya que ataca directamente a los derechos a la expresión y la información”, señaló Rizzotti, y agregó que “como sociedad esto no se nos puede volver una especie de ‘noticia’ cotidiana, porque si no nos sorprendemos y accionamos rechazando la intimidación y la violencia contra el periodismo, como en cualquier otro campo laboral o político, estamos naturalizando a la violencia como modo de hacer, y permitiremos que la violencia intimide también a la Justicia y se convierta así en el principio rector”.

© 2008 Todos los derechos reservados.

Haz tu página web gratisWebnode